Carlos Saura

  • carlos-saura-en-su-estudio
    El cineasta Carlos Saura en su casa de la sierra de Madrid, 1999

La cita con Carlos Saura era en el hotel Wellington de la calle Velázquez de Madrid. Trabajaba para El Cultural -suplemento de cultura del diario El Mundo dirigido por Blanca Berasategui- quien por aquellos días gustaba de mi “estilo fotográfico”. Me encargó portada y cuatro páginas de interior. La moqueta roja impoluta del suelo; las tenues luces en las lámparas de los veladores y sus paredes de un crema beigesado “no pegaban ni con cola” para la entrevista gráfica que minuciosamente había ideado.  Todo ello, a pesar del estudio improvisado de paraguas y flashes que portaba en aquella época.  No quedé satisfecha con la serie de imágenes que me dio el señor Saura y le propuse llevarle a casa, a la sierra, de donde había venido en transporte público. 

Tuve suerte; dijo sí. Y en el instante en que entró en mi coche, comenzó esa entrevista que culminaría con la sesión que no quería finalizar; se hizo dueña de mis dedos y de mi mente. De una imagen, aparecía una y otra y otra más. Saura volvió a sus tiempos de fotógrafo y me ofreció sus cámaras, incluso me fotografió. Y esa hospitalidad y generosidad en la que destaca este galardonado cineasta es la que espero vean en la imagen que les muestro.

Les dejo el enlace de la entrevista que hizo la periodista Beatrice Sartori, 1999: Saura, “hay que destruirlo todo e inventar algo nuevo”

 

 



Related Works